¿Problemas de gastritis? Conoce los mejores remedios para curarla

0
97

La gastritis es un trastorno muy común hoy en día como consecuencia de la alimentación moderna que se caracteriza por una inflamación de la mucosa gástrica.

Suele cursar con muchas molestias digestivas, de mayor o menor gravedad, que condicionan nuestra dieta y estilo de vida.

Descubre en este artículo algunos remedios muy efectivos para curar la gastritis de forma natural. 

Alimentación para la gastritis

Para prevenir y curar la gastritis debemos llevar una alimentación equilibrada y bastante estricta. Y es que, si no lo hacemos, notaremos las consecuencias de manera casi instantánea.

Aunque hay gastritis de diferente gravedad, en todas ellas se recomienda seguir las siguientes indicaciones:

Eliminar los malos hábitos, el tabaco y el alcohol.

No consumir embutidos ni alimentos fritos.

Reducir el consumo de harinas refinadas y azúcares.

Reducir lo máximo posible el consumo de café y té.

Controlar las raciones e intentar que no sean demasiado abundantes. es mejor comer varias de menos cantidad a lo largo del día.

Vigilar el consumo de especias picantes.

Controlar el estrés y los nervios, que también empeoran la gastritis.

No consumir alimentos o bebidas demasiado frías ni demasiado calientes.

Masticar bien cada alimento.

Remedios naturales

Alimentos ricos en flavonoides

Cualquier inflamación está relacionada con un exceso de acidez en el organismo.

Por este motivo deberemos consumir más alimentos de origen vegetal, frescos, que tengan un alto poder alcalinizante.

En especial, se recomienda aquellos que sean ricos en flavonoides, que son los principios antioxidantes que dan color a los alimentos:

Frutos rojos.

Uva.

Remolacha.

Zanahoria.

Pepino.

Lechuga.

Espinaca.

Apio.

Nabo.

Novena de patata y aceite

Un antiguo remedio que conocían nuestras abuelas es una solución para muchos trastornos digestivos que causan molestias y dolores cada vez que comemos.

Consiste en consumir durante nueve días un preparado a base de:

Medio vaso  de jugo de patata cruda(100 ml)

Dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra (32 g)

Mezclaremos bien los dos ingredientes y los tomaremos por la mañana, en ayunas, al menos media hora antes de desayunar. Podemos repetirlo cada mes.

Es fundamental que, si elaboramos nosotros el jugo de patata, nos aseguremos de que no tenga brotes o yemas, ya que podría presentar toxicidad.

Si no tenemos licuadora, podemos rallar la patata, ponerla en una tela y presionarla para extraer el jugo.

Arcilla blanca

La arcilla blanca es la mejor alternativa a los antiácidos de farmacia, ya que es muy efectiva y no tiene ninguna consecuencia negativa para la salud.

No obstante, las personas con hipertensión o estreñimiento deberán evitar tomar los posos de la arcilla.

Ingredientes

1 cucharadita de arcilla blanca (5 g)

½ vaso de agua (100 ml)

Preparación

Con ayuda de utensilios de madera o vidrio, mezclaremos la arcilla blanca con medio vaso de agua.

No usaremos ningún utensilio de metal o plástico, ya que perdería el efecto terapéutico.

Tomaremos la arcilla fuera de las comidas.

Las tres hortalizas

Este remedio es adecuado tanto para realizarlo de vez en cuando a modo de prevención como para aliviarnos en momentos de crisis de gastritis.

Durante tres días deberemos consumir únicamente los siguientes alimentos:

Patata

Col

Zanahoria

También podemos incluir manzana en nuestra dieta durante este corto período.

Podemos comerlos de diferentes modos, excepto fritos: hervidos, horneados, crudos o licuados. Los podemos aliñar con aceite de oliva y una pizca de sal marina.

Jugos de manzana y zanahoria

Este delicioso jugo casero, a base de manzana y zanahoria, y que muchas personas lo toman porque les encanta su combinación de sabores dulces, tiene un efecto calmante y reparador sobre la mucosa digestiva.

Por este motivo, es un jugo excelente para tomar cada día por la mañana o antes de las comidas.

Aceite y limón

Si cada mañana , justo al levantarnos, tomamos en ayunas una cucharada de aceite de oliva virgen extra con unas gotas de jugo de limón conseguiremos varios efectos positivos para la salud:

Activar el funcionamiento del hígado.

Facilitar la evacuación intestinal.

Regular el pH digestivo.

Prevenir la gastritis.

Jugo de col

El jugo de col es, igual que el de patata cruda, un poderoso alcalinizante natural.

Este equilibra la acidez que causa gastritis sin alterar los jugos gástricos, que siempre deben permanecer ácidos para una buena digestión.

Podemos tomar un poco de jugo de col mezclado con agua, siempre con el estómago vacío, unos 10 minutos antes de la comida. Este remedio disminuirá las molestias y regenerará la mucosa digestiva.

Publicidad