Cómo convertir el pelo fino en una preciosa melena: No esperaras tal volumen!

0
279

Toda mujer es coqueta, en ocasiones sumamente coqueta, existen mujeres quienes tienen como prioridad el cuidado de su cabello, otras por el contrario cuidan su cuerpo, pues desean solo lucir un cuerpo perfecto, otras cuidan su cutis, al punto de no desear ni una solo línea de expresión en él y existen los extremos donde le rinden culto al cuerpo en general.

Para todos los gustos y para todos los casos imaginables e inimaginables, existen productos en el mercado, pero no todos suelen funcionar y en ocasiones traen o dejan efectos secundarios, ocasionando un problema en lugar de aportar una solución.

Publicidad

Sin dejar de lado que estos resultan altamente costosos y no todas las mujeres lo pueden costear. En el caso de las mujeres que cuidan su cabello, existe el grupo de las del cabello grueso, las del cabello fino, las del cabello grasoso, las del cabello seco, las del cabello lacio y las de cabello rulo.

Naturalmente sano, con volumen y con brillo

Aquí hablaremos de las del cabello fino, las mujeres con cabello fino o muy fino suelen pasarla mal, pues estos suelen traer algunos problemas, en especial cuando de volumen se trata, sin dejar de lado que se ensucian mas rápido, se ven opacos y sin vida, a la vista se ve muy poco cabello y muy pocos cortes le resultan favorecedores.

Por lo que si tienes el cabello fino, te traigo una máscara que te ayudara a fortalecer y a nutrir tu cabello, aportándole a la vez espesor y cuerpo.

Ingredientes:

1 yema de huevo

1 plátano

1 cucharada de miel

1/2 vaso de cerveza

Procedimiento: En una licuadora vierte todo los ingredientes hasta formar una mezcla homogénea.

Modo de empleo: aplicar sobre el cabello algo húmedo, colocar un gorro o bolsa plástica y sobre ello una toalla, aplica calor. Déjalo actuar por 2 horas, lava el cabello. Deberás realizarlo una vez a la semana.

Como ves una vez más la naturaleza es nuestra aliad, en esta oportunidad para el bienestar de nuestro cabello, así que no lo pienses tanto y ¡pruébalo!

 

Publicidad