Remedios naturales para el hígado inflamado

0
368

Publicidad

Nuestro hígado se encuentra en la parte superior derecha del abdomen. Es de color rojo oscuro, similar al del vino tinto.

Este importante órgano se encarga de:

Regular las sustancias químicas en la sangre.

Producir bilis.

Procesar la sangre que sale del estómago y los intestinos.

Metabolizar los medicamentos para evitar la intoxicación del organismo.

Producir proteínas para el plasma sanguíneo.

Almacenar hierro.

Regular la coagulación de la sangre.

Depurar la bilirrubina.

Regular las grasas.

Estas son solo algunas de las más importantes. Se ha determinado que el hígado cumple con más de 500 funciones en el organismo.

¿Hígado inflamado?

El hígado inflamado o hepatomegalia se produce cuando este órgano aumenta de tamaño más allá de lo normal. Esto se puede deber a distintas causas:

Hepatitis. Es una infección viral en sus tipos A y B.

Hepatitis alcohólica. La ingesta de alcohol en grandes cantidades daña las células del hígado.

Ingesta de químicos o toxinas.

Infecciones bacterianas.

Dieta alta en grasas. La mala alimentación puede influir en el agrandamiento del hígado.

Dependiendo de la causa, se deben administrar distintos tratamientos y seguir ciertas recomendaciones.

Si el hígado inflamado se debe a infecciones virales o bacterianas, es preciso tomar medicamentos.

Si a causa del alcohol, se tendrá que suspender la ingesta de esta sustancia.

Remedios naturales para tratar el hígado inflamado

Té hepático

Es una infusión preparada con ingredientes que favorecen la desinflamación y buen funcionamiento del hígado.

Ingredientes

1 cucharada de tintura de cardo de leche (10 ml)

40 gotas de tintura de arrayán

1 taza de agua (250 ml)

Preparación

Mezcla los tres ingredientes y divide para varias tomas, ya que debes beber un cuarto de taza cuatro veces al día.

Diente de león

Recomendable especialmente para tratar este problema. Es un depurativo natural que ayuda a disminuir el colesterol en la sangre. También disminuye los niveles de grasa en el hígado.

Boldo

Es una planta medicinal que contiene alcaloides. Sus componentes ayudan al funcionamiento de la vesícula biliar y, en consecuencia, favorecen la depuración del hígado.

Té verde

Los antioxidantes del té verde ayudan a la regeneración de las células del hígado. Además, también combate la acumulación de grasa en este órgano gracias a unas sustancias llamadas galato de epigalocatequinas (EGCG).

Tamarindo

Es un excelente depurativo natural que ayuda a desinflamar el hígado. Se puede tomar en infusión.

Papaya

El jugo de las semillas de papaya molidas y luego coladas es un depurativo para el hígado.

También se recomienda consumir el jugo de esta fruta con unas gotas de limón. La papaya también ayuda a mejorar notablemente la digestión.

Alcachofa

Aumenta la secreción de bilis y, por lo tanto, contribuye al tratamiento del hígado inflamado. También ayuda a eliminar toxinas. Se puede consumir horneada, hervida o en jugo.

Limón

Ayuda a la digestión y nos aporta antioxidantes. Podemos aprovechar sus beneficios para el tratamiento del hígado inflamado si lo consumimos a diario.

Ingredientes

1 vaso de agua (200 ml)

El jugo de 1 limón

Preparación

Añade el jugo de un limón a un vaso de agua a temperatura ambiente y consúmelo en ayunas.

Nota: A todas las infusiones para el hígado se les pueden añadir unas gotas de limón. El limón siempre es un producto beneficioso.

Peras

El consumo de esta fruta contribuye a la digestión, ya que contienen pectina. También contribuye a la secreción de jugos gástricos. Las peras, además, son deliciosas y refrescantes.

Pomelo

Los pomelos o toronjas son frutas que contienen antioxidantes que ayudan a la depuración del hígado. Se puede consumir en infusiones con salvia, por ejemplo.

Salvia

El consumo de salvia en forma de infusión contribuye a la eliminación de ácidos grasos.

Regaliz

Fortalece y protege las células del hígado. También funciona como antiinflamatorio. El regaliz tiene propiedades antivirales, por eso colabora en el tratamiento del hígado inflamado por hepatitis viral.

Podemos consumirlo en forma de infusión.

Ingredientes

2 tazas de agua (500 ml)

2 cucharadas de regaliz (20 g)

1 puñado de anís estrellado

1 cucharada de boldo (10 g)

Miel (opcional)

Preparación

Hierve medio litro de agua y añade las dos cucharadas de regaliz y el anís estrellado. Deja que infusione durante cinco minutos.

A continuación, baja el fuego e incorpora las hojas de boldo. Tapa y deja reposar cinco minutos.

Para dar un mejor sabor se puede endulzar con miel. Esta infusión se puede tomar después de las comidas.

Té de jengibre

Limpia el hígado de grasas y toxinas. Muy recomendado en casos de hígado graso.

Siempre debemos recordar que los remedios naturales son una excelente manera para ayudar en la recuperación de las enfermedades. Sin embargo, no sustituyen al tratamiento médico.

 Mejor con Salud.

Publicidad