Vitamina K2 para fortalecer los huesos y fomentar la salud cardiovascular

0
92

 

Vitamina K2 para fortalecer los huesos y fomentar la salud cardiovascular

Publicidad

La importancia de la Vitamina K2

Considerada poco importante y relegada al olvido durante décadas, los científicos de todo el mundo están empezando a reconocer los extraordinarios beneficios de la vitamina K2 para la salud de los huesos y del corazón. Es un nutriente vital del cual NO desearía ser deficiente. 

Ya han pasado más de 10 años desde que comencé a educar a las personas sobre la importancia de la vitamina D, en concreto de la la vitamina D3. Por supuesto no he estado solo en este esfuerzo. Muchos más han contribuido a acabar con algunos mitos sobre la luz solar y a resaltar la importancia de la vitamina D3 para su salud en general. 
Y actualmente creo que otro nutriente, con razón denominado la “vitamina olvidada”, está a punto de volverse sumamente popular, ya que los investigadores están descubriendo cada día más sobre sus sorprendentes beneficios para la salud. 

Esta vitamina…
– Fortalece los huesos y los mantiene sanos.
– Estimula el sistema vascular (arterias y venas).
– Beneficia la salud del corazón.
– Le ayuda a combatir el envejecimiento prematuro.
– Mejora la memoria. 

Y esto es sólo el comienzo… 

Antes de entrar en más detalles sobre este nutriente vital debo advertirle que existen formas sintéticas de este nutriente que podrían poner en riesgo su salud.

Es difícil entender por qué se ha pasado por alto la vitamina K2 en los últimos años. Se estima que hasta el 99% de la población podría tener deficiencia de este nutriente. 
¿Por qué? Principalmente porque la vitamina K2 es soluble en grasa, perteneciendo al grupo de vitaminas denominadas liposolubles, en contraste con las vitaminas hidrosolubles, solubles en agua. 
Que la vitamina K2 sea soluble en grasa implica que se precisa de grasa en la alimentación para una absorción eficaz. Por lo tanto, si su dieta no contiene cantidades adecuadas de grasa la absorción de este nutriente podría verse afectada. 

Existen otras condiciones que podrían incrementar el riesgo de deficiencia de vitamina K2:
– Una alimentación pobre en nutrientes o poco variada.
– Ciertas patologías como la enfermedad de Crohn, colitis ulcerosa, enfermedad celíaca y otras que interfieran con la absorción de nutrientes.
– Un mal funcionamiento del hígado puede dificultar el almacenamiento de esta vitamina.
– Ciertos medicamentos como los antibióticos de amplio espectro, medicamentos para el colesterol (estatinas) y la aspirina, que podría disminuir o bloquear la absorción de la vitamina K2. 

Un científico danés, el Dr. Henrik Dam, descubrió la vitamina K en 1929. La “K” se refiere a “koagulation”, dado que resulta esencial para la coagulación de la sangre.
La vitamina K es única, tiene múltiples efectos en el cuerpo y no presenta toxicidad conocida. Con la investigación enfocada en sus potenciales beneficios en el sistema esquelético, cerebro, hígado y páncreas, la vitamina K es uno de los nutrientes más prometedores de nuestros tiempos.

3 tipos de Vitamina K

Hay tres formas principales de vitamina K: 
K1-filoquinona, alias fitonadiona 
K2-menaquinona 
K3- variante de menadiona sintética 

La vitamina K3 es la variante sintética de la vitamina K, la cual no recomiendo para el consumo humano. Esta es la vitamina que usted y su familia deben evitar a toda costa. 
Vegetales de hojas verdes –incluyendo lechuga, brócoli y espinaca contienen vitamina K1, que representa aproximadamente el 90 por ciento de la vitamina K en la alimentación occidental. La absorción de vitamina K1 al comer verduras de hoja verde no es muy eficiente. Algunas investigaciones muestran que sólo alrededor del 10-15% es absorbido, incluso cuando se consume con grasa. 
El tipo de vitamina K que recomiendo es la vitamina K2 natural y no tóxica. La vitamina K2 contiene varios menaquinonas (MK-n, la “n” indica el número de cadenas laterales prenil), como MK-4 que se encuentra en la carne, MK-7, MK-8 y MK-9 que se encuentran en alimentos fermentados como algunas variedades de queso y el natto. Una de las mejores fuentes naturales de vitamina K2 se encuentra en un alimento tradicional de la gastronomía nipona llamado natto, elaborado a partir de soja fermentada y con un alto contenido en bacterias benéficas, por lo que se considera un alimento probiótico. El problema con el natto es que a la mayoría de las personas no les gusta porque su sabor les resulta muy desagradable. Tiene una textura viscosa, un sabor fuerte y un olor penetrante. El alto consumo de natto en Japón quizás sea la razón de que las mujeres japonesas tengan menos arrugas y flacidez que las mujeres occidentales de la misma edad. Por otro lado, los problemas óseos tienen una incidencia mucho menor en Japón que en occidente. 
Si usted visita mi web frecuentemente probablemente ya se habrá dado cuenta de que no soy un fanático de la soja. Pero se fija bien, hay una excepción y es la soja sin fermentar. ¿Por qué? Muchas personas aún piensan que los productos de soja procesados y sin fermentar como la leche de soja, queso de soja, hamburguesas de soja y el helado de soja son saludables, cuando en realidad no podrían estar más lejos de la realidad. Hoy en día, los métodos de alta tecnología empleados para procesar la soja sin fermentar dejan residuos tóxicos y cancerígenos debido a las altas temperaturas, presiones altas, baños alcalinos y ácidos, así como los disolventes derivados del petróleo. Sin embargo, el natto se deriva de la soja fermentada y brinda una extraordinaria fuente de vitamina K2.

Lácteos Fermentados, otra excelente fuente de Vitamina K2

Algunos tipos de queso como el Edam, Gouda y Brie son ricos en vitamina K2, aunque no tanto como el natto. Los de pasta dura como el Edam y Gouda tienen una mayor cantidad de K2 que los de pasta blanda (Brie). No todos los quesos contienen vitamina K2, depende del tipo de bacteria usada para elaborar el queso.

No existen tests eficaces para medir los niveles de Vitamina K2

Una de las razones por las que la vitamina D se hizo tan popular fue porque en la década de 1990 se empezaron a comercializar análisis sanguíneos relativamente baratos. Eso permitió que investigadores y médicos estudiaran la vitamina D en profundidad. Desafortunadamente los tests para la vitamina K no se han comercializado aún. Por supuesto que hay análisis de sangre. Pero la medición clásica de la deficiencia de vitamina K utiliza el tiempo de coagulación y lo que se conoce como “protrombina”, lo que prácticamente no da ningún valor para determinar la deficiencia de vitamina K en arterias y huesos. De hecho, en algunos casos los niveles de vitamina K en la sangre podrían parecer normales cuando en realidad existe una deficiencia a nivel óseo. 

Se ha demostrado que los beneficios potenciales para la salud (además de los que ya mencioné) de la vitamina K son…

– Promover la salud del corazón y del sistema vascular (arterias y venas). 
– Proteger la piel y hacerla más resistente a las agresiones externas. 
– Conducir minerales como el calcio desde su torrente sanguíneo a sus huesos, impidiendo que se acumule en los vasos sanguíneos. 
– Estimular el sistema inmunológico en general. 
– Ayudar a regular la calcificación de los tejidos. 
– Brindar poderosos efectos antioxidantes. 
– Proteger las células del daño oxidativo. 
– Mantener los niveles normales de azúcar en la sangre. 
– Fortalecer los huesos y mantenerlos sanos. 
– Ayudar a combatir el envejecimiento prematuro. 
– Mejorar la memoria. 

Es sólo cuestión de tiempo antes de que se desarrollen análisis de sangre para la vitamina K2. Mientras tanto, es importante tomar muy en serio la deficiencia de esta vitamina y tomar las medidas necesarias para que usted y sus seres queridos obtengan suficiente vitamina K2. Y si no le gusta el sabor del natto o de los quesos ricos en vitamina K, tengo la solución para usted. 

Vitamina K2 para tus huesos

Mientras que otros nutrientes son importantes para la salud de sus huesos (como la vitamina D3, calcio y magnesio), la evidencia sigue creciendo e indica que la vitamina K desempeña un papel sumamente importante en el metabolismo y el crecimiento óseo saludable. De hecho podría ser el “eslabón perdido” para aumentar la densidad ósea.

La vitamina K está relacionada con los osteoblastos, las células que generan o “establecen” el hueso y producen una proteína especifica conocida como osteocalcina. Y la vitamina K es esencial para producir la proteína osteocalcina. ¿Por qué es esto tan importante? debido a que la osteocalcina no puede realizar su trabajo hasta que la vitamina K la convierte en un activo formador de hueso. 

La vitamina K es la “llave” que abre la puerta de su torrente sanguíneo para permitir que el flujo de calcio llegue a sus huesos y médula ósea. Sin la acción primordial de esta vitamina, sus huesos estarían debilitados. Además, hay otra área en la que la vitamina K desempeña un papel muy importante, especialmente la vitamina K2. 

Mencioné anteriormente que los osteoblastos son células importantes responsables de la formación de hueso. Bien, mientras que los osteoblastos están ocupados construyendo el hueso, otras células llamadas osteoclastos están tratando de destruir el hueso y extraer el tejido del mismo. La vitamina K2 es tan importante porque, no sólo se ha demostrado que estimula y aumenta la producción de osteocalcina, sino que también inhibe los osteoclastos y ayuda a conservar sus huesos.

Estudios realizados sobre la Vitamina K2

Hay muchos estudios realizados sobre la labor de la vitamina K2 en mantener la masa ósea saludable y el crecimiento óseo por su influencia en la osteocalcina, los osteoblastos y los osteoclastos. Estos son algunos de los estudios: 

– Revista de Investigación Ósea y Mineral, 1997, Y. Koshihara and K Hoshi. “Los resultados demostraron que la vitamina K2 aumenta el contenido de Gla en la osteocalcina, que se acumula en la matriz extra-celular y facilita la mineralización in vitro.” 
– Bioquímica Molecular y Celular, 2001, ZJ Ma and M Yamaguchi. “Los resultados sugieren que el MK-7 (K2-7) tiene un efecto sorprendente en los osteoclastos.” 
– Bioquímica Molecular y Celular, 2001, M Yamaguchi et al1. “Este estudio demuestra que el MK-7 (K2-7) tienen un efecto anabólico en el tejido óseo y las células osteoblásticas (MC3T3-E1) in vitro, sugiriendo que el compuesto puede estimular la formación ósea osteoblástica.” 

En un estudio realizado en seres humanos, los científicos japoneses examinaron el efecto de la vitamina K2 de la soja fermentada en individuos normales. Los científicos llegaron a la siguiente conclusión: “el consumo de K2-7 puede estimular la carboxilación (osteocalcina gamma-carboxilada), que desempeña un papel importante en la formación de los huesos en individuos normales.” 
Por lo tanto, la evidencia es muy convincente cuando se trata del papel vital que desempeña la vitamina K2 en la salud de sus huesos.

¿Cuál es la mejor manera de obtener la Vitamina K2?

Como comenté anteriormente la mejor fuente de vitamina K2 de origen natural es el natto, pero confieso que yo mismo probé este alimento durante un tiempo, pero nunca llegué a acostumbrarme ni al sabor ni al olor. Me decanté pues por un suplemento de vitamina K2 natural, de alta calidad y barato elaborado a base de natto. Y déjeme decirle que encontrar una fuente natural de vitamina K2 resultó ser un verdadero desafío. ¿Por qué? Bueno, debido a que mi equipo y yo, no sólo tenemos que estar muy pendientes de evitar los peligrosos productos sintéticos, sino que también debemos examinar los procesos de fabricación muy de cerca. Cuanto más investigamos más aparente se nos hizo la importancia que tienen los fabricantes en la elaboración de un suplemento de K2 natural y de alta calidad. 

Estos son algunas de las características que buscamos en la vitamina K2, con el fin de ofrecerle la mejor fórmula de vitamina K2 y con la más alta calidad: 

Debe estar libre de organismos modificados genéticamente: Las fórmulas que contienen organismos o procesos modificados genéticamente son absolutamente inaceptables. 
Debe estar libre de alérgenos: Toda la soja a excepción de la soja fermentada, así como cacahuetes, frutos secos, leche, huevos, pescado, mariscos y trigo. 

El proceso de fermentación deber ser estable: El proceso de fermentación del natto que involucra otros derivados puede ser muy inestable. Necesita un proceso consistente y consolidado que garantice la calidad del producto en la fórmula. 

Debe tener vitamina K2-7 en la fórmula: Al igual que hay muchas variedades de vitamina K (K1, K2, K3), existen muchas variedades de K2. Se ha demostrado que la K2-7 del natto es una de las variedades más estables, biodisponibles y benéficas. 
Debe ser pura: La fórmula debe ser lo más pura posible con controles de laboratorio, tanto internos como externos. El fabricante debe seguir el estándar americano GMP (Good Manufacturing Practice9 y las mejores prácticas para asegurar la alta calidad del producto. 

Su precio debe ser razonable: Con todos estos estrictos requerimientos para la fórmula de K2, el precio podría ser un verdadero desafío. Pero que sea accesible para la mayoría es una de mis principales prioridades y no puedo pasarla por alto. 

La buena noticia es que fui capaz de encontrar, lo que creo, es el fabricante de vitamina K2 de mejor calidad de todo el mundo. Además, este fabricante no sólo cumplió con todos mis estrictos criterios de selección, sino que los superó. 

Una poderosa sinergia con la Vitamina D3

Si usted visita mi sitio web frecuentemente sin duda sabe lo que pienso del importante papel que desempeña la vitamina D3 en su estado de salud. Investigaciones realizadas hace más de 10 años han demostrado que la vitamina K2 y la vitamina D3 podrían ofrecerle muchos más beneficios cuando se utilizan conjuntamente. 

Varios estudios han demostrado los siguientes beneficios sinérgicos cuando se combinan las vitaminas K2 y D3: 
– Aumenta la formación de hueso. 
– Mejora la acumulación de la osteocalcina en las células. 
– Aumenta la densidad ósea. 

Por lo tanto, la vitamina K2 y la vitamina D3 trabajan juntas en ciertas situaciones con el fin de ayudarle a mejorar la salud de sus huesos aún más. Debido a que la vitamina D3 estimula la absorción de calcio para promover huesos fuertes y sanos, no sólo es un complemento natural de la vitamina K2, sino que los dos nutrientes trabajan en conjunto para mejorar su salud ósea a un nivel muy superior

Publicidad
Compartir
Artículo anteriorAcanto
Artículo siguienteAlmendro