¿Cuánto Tiempo Es Contagiosa La Mononucleosis Y Cómo Se Contagia?

0
58

Publicidad

La mononucleosis infecciosa es una enfermedad viral muy común en nuestra época y sociedad. Es causada por el virus de Epstein-Barr (VEB). Es ampliamente conocida como la “Enfermedad del Beso”.

La primera infección generalmente se presenta entre la adolescencia y adultos jóvenes. Más del 90 % de las personas adultas han presentado la infección o han tenido contacto con el virus de Epstein-Barr.

La infección inicia con síntomas de malestar general, cansancio, fatiga y dolor muscular, para luego desarrollarse como fiebre, faringitis e inflamación de las glándulas del cuello, conocidas como adenopatías.

¿Cuánto tiempo es contagiosa la mononucleosis?

Es difícil determinar exactamente el período de tiempo que una persona con mononucleosis pueda contagiar a una persona sana. Se han realizado varias investigaciones, pero aún no llegan a un consenso.

Una persona es contagiosa desde que contrae la infección hasta un período de 2 años aproximadamente.

El período de incubación del virus es de 4 a 6 semanas después de tener el contacto con el virus.

Luego de desarrollar la enfermedad, se puede transmitir fácilmente cuando los síntomas disminuyen aproximadamente durante los tres meses posteriores.

El VEB se elimina por la boca y la faringe por un período de 18 meses; posterior a esto, se elimina de forma intermitente sin que presente alguna manifestación clínica de la enfermedad.

¿Cómo se contagia la mononucleosis?

Se transmite principalmente por medio de la saliva y afecta las vías aéreas superiores, que incluyen la boca, la garganta, la faringe y las amígdalas.

Se puede contagiar o infectar a otras personas, si entran en contacto con saliva que tenga el VEB, por medio de besos, compartir objetos personales como cubiertos de mesa, vasos, tazas, labiales o cepillos de dientes.

Otra forma de contagiarse es si alguien que está con la enfermedad llega a toser o estornudar cerca de usted.

Al tener contacto con el virus se produce una infección y comienza a diseminarse por su garganta.

Puede transcurrir un período de tiempo sin que se presente alguna manifestación de que usted está enfermo. A este tiempo se le conoce como período de incubación de la enfermedad.

El tiempo que puede transcurrir depende de cada persona, pero puede llegar a ser hasta de seis semanas.

Síntomas de la Mononucleosis

Los primeros síntomas se manifiestan como:

Dolor de garganta

Dolor muscular

Malestar en el cuerpo

Dolor de cabeza

En algunas ocasiones puede provocar dolor abdominal, nauseas, vómitos y escalofríos.

También se van desarrollando unos signos visibles que se presentan como:

Fiebre

Faringitis o amigdalitis

Hinchazón en los párpados

Aumento del tamaño del hígado y del bazo

Los síntomas pueden llegar a durar hasta un mes.

Si inicia con alguno de estos signos o síntomas, lo mejor es consultar con un médico cercano para que le indique cuáles son los pasos a seguir y el mejor tratamiento para evitar complicaciones futuras.

¿Se puede reducir el riesgo de infectarse?

Sí, existen formas de reducir los riesgos de transmisión del virus.

A continuación resumo los mejores consejos para evitar contagiarse que han sido propuestos por profesionales que han investigado la enfermedad. Estos son:

Evitar tener contacto cercano con personas que sepa que padecen de la infección.

No comparta sus objetos personales ni los pida prestados. Entre estos objetos podemos destacar cepillos de dientes, comida, pajillas, cubiertos de mesa y vasos.

Mantener una vida saludable para mejorar las defensas. Esto incluye tener una dieta sana y balanceada, hacer ejercicios todos los días y buenos hábitos de sueño (dormir de seis a ocho horas diarias).

Lavarse las manos varias veces al día.

¿Qué hago para no contagiar a otros, si tengo la “Enfermedad del Beso” o Mononucleosis?

La mejor forma de hacerlo es:

Quedarse en casa descansando hasta que los síntomas mejoren.

No dé besos y evite tener relaciones sexuales o utilice métodos de barrera para evitar contagiar a su pareja.

No comparta artículos de uso personal como utensilios, vasos o cepillo de dientes.

No comparta el maquillaje.

Debe lavarse las manos regularmente para evitar contaminar objetos que manipule con las manos.

Comparte este artículo con tus familiares y amigos para disminuir la incidencia de la “Enfermedad del Beso”.

Publicidad