6 Potentes Remedios Que Contienen Como Ingrediente Protagonista Al Ajo. Los Conoces?

0
117

Publicidad

Remedios con ajo 

Aunque no se recomienda reemplazar los tratamientos prescritos por el médico, podemos aprovechar las propiedades de estos remedios, como tratamiento complementario para aliviar y mejorar diferentes problemas de salud.

Remedios caseros de ajo que se consideran antibióticos naturales desde tiempos antiguos.

El ajo es originario de Asia Central y su uso en medicina alternativa es conocido y valorado en la India y en el Antiguo Egipto, por sus innumerables poderes terapéuticos. También se usa como un remedio natural para tratar o prevenir una gran variedad de enfermedades.

El ajo es una de las plantas medicinales con mayor cantidad de propiedades curativas científicamente probadas. Es un antibiótico y antiséptico natural debido a su alto porcentaje de azufre.

Sus compuestos incluyen:
• Glucósido sulfurado
• Aluna
• Enzimas
• Vitamina A, B1, B2, C
• Niacina
• Azufre

Se ha demostrado una gran acción bactericida contra Staphylococcus, Streptococcus, salmonella y hongos. Además, también favorece las defensas del cuerpo al aumentar la producción de glóbulos blancos.

Remedios caseros muy poderosos que contienen ajo:

1. Para curar la gripe

Comer uno o dos dientes de ajo al día podría ser la solución para prevenir los molestos resfriados.

• Entre los compuestos del ajo se destaca una sustancia química llamada alicina, que tiene un gran potencial para luchar contra los virus y bacterias que se encuentran en el ambiente.

• Al masticar y triturar los ajos, las sustancias se liberan obteniendo así sus beneficios curativos.

2. Tratar las venas varicosas

El ajo es útil para controlar las venas varicosas, pero debe ser constante para ver los efectos positivos.

Ingredientes

• 6 dientes de ajo
• 3 cucharadas de aceite de oliva (48 g)
• El jugo de un limón

Preparación

• Corta los dientes de ajo e introdúcelos en un recipiente de vidrio junto con el aceite de oliva y el zumo de limón.
• Mezcle bien, cubra el recipiente y deje reposar durante 12 horas.

Uso:
• Masajee la pomada de forma circular sobre el área afectada.

Con este remedio podrás activar la circulación sanguínea y lograr desinflamar el área.

* Es recomendable colocar esta pomada todas las noches, ya que el limón puede causar manchas en la piel, cuando esta entra en contacto con el sol.

3. Jarabe casero para la tos

El ajo es un antibiótico natural para calmar cualquier dolencia respiratoria, pero resulta esencial saber cómo ingerirlo correctamente.

Al hacer la preparación es importante consumirla fresca, es decir, que no tenga muchos días de conservación, ya que al tiempo fácilmente pierde sus propiedades.

Ingredientes

• 1 ajo precocido
• 3 cucharadas de miel (75 g)
• 3 cucharadas de aceite de oliva (48 g)

Preparación

• Cortar el ajo, que hemos cocinado previamente.
• Mezclar con miel y finalmente agregar el aceite de oliva.
• Recuerde no cocinar el ajo por encima de 60 º C, ya que perdería sus propiedades.

El jarabe obtenido tendrá un efecto calmante, ya que tiene la propiedad de suavizar las membranas mucosas en los bronquios. Al estar hecho con ingredientes naturales no va a tener efectos adversos o contraindicaciones.

4. Para bajar la presión sanguínea

El ajo también contiene potasio, que reduce el exceso de sodio y actúa como un potente diurético. Ayuda a expulsar el líquido y evita que permanezca en el cuerpo. Por lo tanto, es un excelente tratamiento natural para regular la presión arterial.

Ingredientes

• 2 cabezas de ajo rallados
• ½ taza de azúcar (100 g)
• 1 vaso de agua (200 ml)

Preparación

• Mezcle el ajo rallado con el azúcar y el vaso de agua hasta obtener la consistencia de un jarabe.
• Se recomienda tomar dos cucharadas por día para reducir la presión arterial.

5. Eliminar las verrugas

El ajo tiene componentes antivirales y antitumorales que se ocupan del virus del papiloma humano que causa las verrugas en el cuerpo. El tratamiento con ajo ayuda a secarlas y eliminarlas.

Ingredientes
• 1 diente de ajo

Utensilios

• 1 vendaje

Uso

• Triture el ajo hasta obtener una pasta y aplíquelo directamente sobre la verruga.
• Cubra el área con un vendaje y déjelo durante la noche.
• A la mañana siguiente, retire la venda, enjuague con agua tibia, vuelva a aplicar el ajo y tape nuevamente.

• Repita el proceso todos los días hasta que la verruga se desprenda.

6. Dolores de huesos y articulaciones

El ajo es un ingrediente muy beneficioso para las personas que sufren de artritis y dolor en las articulaciones gracias a su contenido de selenio y azufre. Es útil para aliviar el dolor y la inflamación de las articulaciones, ya que el selenio tiene propiedades antirreumáticas. Los pacientes con artritis generalmente tienen bajos niveles de selenio en la sangre.

Ingredientes

• 2 dientes de ajo
• 2 cucharadas de aceite de mostaza (30 g)

Preparación

• Freír los dientes de ajo en 2 cucharadas de aceite de mostaza.
• Cuando los ajos se vuelvan negros, apague el fuego.
• Cuele el contenido y mantenga el aceite.
• Deje que se enfríe y use para masajear el área afectada.
• Deje que funcione durante al menos 3 horas y luego enjuague con agua tibia.
• Aplíquelo dos veces al día y notará rápidamente el alivio en el área.

Recuerda: El ajo es un elemento natural muy beneficioso para los fines mencionados anteriormente. Sin embargo, si tiene alguna pregunta sobre su salud, es recomendable consultar a su especialista o medico de confianza.

Publicidad