Arrugas En La Frente: Cómo Eliminarlas, Tratamientos Y Remedios Caseros

296
Facebook
Twitter
Google+
Pinterest
WhatsApp
, Arrugas En La Frente: Cómo Eliminarlas, Tratamientos Y Remedios Caseros, Alimenta y Cura
Ad

Publicidad

Las arrugas o líneas de expresión pueden relatar muchas cosas de cada persona. Aunque tienen la capacidad de contar las experiencias vividas o incluso revelar cualidades de la personalidad, lo cierto es que muchas veces son temidas y hasta odiadas.

Porqué salen las arrugas en la frente

Su aparición en el rostro es relacionada con la experiencia, pero también con la vejez. Es por ello que muchos buscamos la manera de suavizarlas o eliminarlas, para prolongar el aspecto juvenil y la belleza.

Sin embargo, no siempre es la vejez la causa de su aparición. Existe una gran variedad de razones por las cuales nuestra piel forma arrugas en la frente, algunas de ellas son las siguientes:

1. Edad

La piel posee entre sus proteínas principales dos que se localizan en su capa más profunda y que son en gran parte responsables por mantener las características de una piel sana, ellas son el colágeno y la elastina.

El colágeno representa el 30% de la proteína corporal y tiene una relación muy estrecha con el envejecimiento de la piel, puesto que es capaz de preservar la fortaleza y la unión de las células; haciendo que la piel se mantenga gruesa, fuerte y firme.

La pérdida de colágeno natural del organismo es de aproximadamente 1% al año, por lo cual se puede entender su relación con el envejecimiento cutáneo.

La elastina, por su parte, es responsable por la elasticidad y suavidad de la piel.

La ausencia de fibras de colágeno y de elastina, que son los soportes responsables por la flexibilidad, equilibrio y preservación de la piel; hace que la piel pueda estar expuesta a la flacidez característica del envejecimiento.

En una piel joven, las fibras de colágeno son numerosas y se encuentran organizadas, pero cuando sufre envejecimiento dichas fibras se reducen a fragmentos desorganizados.

Además de la pérdida de colágeno y elastina como responsables de las arrugas propias del envejecimiento, están otros factores como son:

2. Falta de oxigenación y nutrición de la piel

Esto debido a que los vasos sanguíneos, responsables por el transporte de oxígeno y nutrientes, también envejecen, lo que ocasiona disminución en la distribución de nutrientes y oxígeno hacia la piel.

3. Tensión muscular

A medida que se envejece, los músculos disminuyen su tensión y junto con el efecto de la gravedad se produce una piel con arrugas y flacidez.

Aunado a estos factores, también encontramos que sobre la formación de arrugas con la edad, influyen notablemente la pérdida de las capas grasas de la piel, los cambios hormonales naturales, entre otros.

4. Exposición solar

Someter al cuerpo a la luz solar, además de producir deshidratación de la piel, fomenta la aceleración de la pérdida de colágeno.

El envejecimiento extrínseco (debido a factores externos) es ocasionado principalmente por la exposición al sol, pues la acción acumulada por la radiación ultravioleta trae consecuencias negativas sobre la piel.

Hay personas que desde temprana edad ya desarrollan arrugas en la frente, eso se debe a que en la infancia estuvieron expuestas mucho tiempo al sol sin protección.

5. Sonreír y fruncir el ceño

Los movimientos faciales repetitivos como sonreír y fruncir el ceño harán que las personas sean más propensas a las llamadas arrugas de la expresión.

Cuando se es joven, la elasticidad de la piel permite que los pliegues que se forman al hacer gestos desaparezcan.

Pero cuando se va envejeciendo, el perder tejido graso y elasticidad en la piel, además de la atrofia muscular natural, son factores que no permiten que dichos pliegues desaparezcan.

No todo en la vida se puede tener, si decides ser feliz no te limites en tus gestos de alegría, pues no vale la pena.

6. Formación de radicales libres

Los radicales libres son sustancias nocivas que tienen un número impar de electrones en su última capa de energía, por eso tienden a unirse con otras moléculas para estabilizarse, y en ese proceso roban electrones de las células, perjudicándolas.

Los principales estimuladores del envejecimiento de la piel son los radicales libres, que son producidos en el interior de las células por la exposición a rayos ultravioleta, estrés, humo del cigarrillo y contaminación.

Se considera que tales radicales libres incentivan el estrés oxidativo, lo cual causa pérdida y daño del colágeno y la elastina, con lo que se acelera la producción de arrugas.

Tipos de arrugas

Se ha determinado que existen cuatro tipos diferentes de arrugas, cada una de ellas con características distintas y que se presentan en áreas específicas de la piel.

Estas son las siguientes:

1. Arrugas arrítmicas atróficas

Son arrugas que se forman en la piel cuando se encuentra debilitada.

La atrofia de la piel se refiere a la pérdida de grosor de las capas dérmica y epidérmica, que se produce con la edad, principalmente por la pérdida de grasa subcutánea.

Este tipo de arrugas son de carácter estático, es decir, ocasionadas por la gravedad; aparecen normalmente como líneas finas y paralelas entre sí.

Cuando la piel es joven, los pliegues que se forman con ciertas posiciones tienden a desaparecer después de un período corto de tiempo, ya cuando hay arrugas estáticas estas permanecen por la pérdida de colágeno.

2. Pliegues elásticos permanentes

Los pliegues elásticos permanentes son líneas en la piel que se hacen más evidentes y profundas con el pasar del tiempo, debido a la pérdida natural de colágeno y al envejecimiento acelerado por exposición solar.

Encontrarás este tipo de arrugas en las mejillas, el labio superior y las líneas horizontales que aparecen en la base del cuello.

La rapidez con que se forman se debe en parte a la genética, a la exposición al humo del cigarrillo y, sobre todo, el sol puede empeorar este tipo de arrugas.

Por lo tanto es muy importante utilizar un protector solar de calidad en dichas áreas, inclusive cuando se tiene la piel oscura.

3. Pliegues gravitacionales

Son líneas de expresión originadas por los efectos de la gravedad, y se vuelven cada vez más obvias a medida que la piel se hace más delgada y floja.

Los pliegues gravitacionales se pueden observar en la caída de los párpados superiores y las líneas que se extienden verticalmente a cada lado del mentón.

Cuando el rostro es más gordo, se forman menos pliegues gravitacionales, ya que la grasa de la piel actúa como estructura de soporte.

4. Líneas de expresión dinámicas

Son aquellas arrugas incomodas que resultan del movimiento de los músculos del rostro.

Incluyen las líneas de expresión (en forma de 11), que se forman al fruncir el ceño, las líneas de sonrisa que aparecen como pequeños paréntesis a los lados de la boca y las llamadas patas de gallo en los ojos.

Quienes fuman también podrán desarrollar líneas de expresión dinámicas alrededor de la boca, debido a las exhalaciones repetidas durante años.

Este tipo de arrugas se caracterizan por:

Ser causadas por el movimiento.

Aparecer cuando se hace una expresión como fruncir el ceño y se vuelven visibles inclusive cuando el rostro descansa.

Ser desiguales debido a que normalmente los movimientos se realizan de un lado específico.

Especificidad de las arrugas de la frente

La frente tiene un tipo de piel distinto al del resto del cuerpo, por lo tanto la formación de las arrugas en ella también ocurre por mecanismos diferentes.

La primera zona del rostro donde se forman arrugas es la frente, debido a las siguientes razones:

Es la primera parte del rostro que recibe las radiaciones solares.

No tiene ningún tipo de grasa bajo la piel, por lo cual es más susceptible a la formación de arrugas.

Cuando expresamos emociones, la frente realiza muchos movimientos que hacen que se formen líneas de expresión.

¿Cómo eliminar las arrugas de la frente con procedimientos médicos o quirúrgicos?

Muchas personas llegan a sentirse muy incomodas con el aspecto envejecido que las líneas de expresión pueden imprimir en el rostro. En la mayoría de los casos se pueden realizar procedimientos para eliminar o disminuir dichas marcas en la piel.

Algunos de ellos son:

Botox®.

Dysport®.

Rellenos faciales.

Dermoabrasión.

Microdermoabrasión.

Láser.

Cirugía facial.

Peeling químico.

Todas estas opciones disponibles van a ser útiles dependiendo de cada caso, por lo tanto lo esencial antes de aventurarse en cualquiera de ellas es consultar con un dermatólogo.

A seguir presentamos un resumen de cada uno de estos métodos para disminuir o eliminar las arrugas en la frente.

1. Botox®

Las inyecciones de Botox® (Onabotulinumtoxin A) suelen ser muy eficientes. El tratamiento se basa en inyectar toxina botulínica tipo A, en puntos estratégicos del rostro.

Dicha toxina paraliza los músculos haciendo, por ejemplo, que las arrugas entre las cejas desaparezcan instantáneamente.

Sin embargo no tienen un efecto duradero, por lo cual se recomienda su reaplicación cada seis meses.

¿Cómo funciona el Botox®?

En condiciones naturales, los estímulos eléctricos para que los músculos se contraigan parten del cerebro, atraviesan la médula espinal y corren por los nervios hasta sus ramificaciones más finas.

El paso de la información entre el nervio y el músculo se hace con la liberación de una sustancia llamada acetilcolina.

Cuando se aplica Botox®, éste bloquea la liberación de la acetilcolina y si el músculo no recibe dicha sustancia, no se contrae. Por lo cual el efecto de la toxina botulínica es paralizar la musculatura, bloqueando la información del estimulo eléctrico.

Debido a esa acción paralizante del Botox® es que se indica para atenuar las arrugas dinámicas, también llamadas arrugas de la expresión.

¿Cómo se aplica el Botox®?

El médico especialista (dermatólogo o cirujano plástico) colocará anestesia local en la zona de la frente. Una vez que ha hecho efecto, procederá a inyectar pequeñas dosis del Botox® en los músculos que considere que requieren ser paralizados.

La toxina comenzará a hacer efecto en un periodo de 2 a 3 días, y ya en un máximo de 10 días el resultado será más visible. Ese tiempo es necesario para que los músculos reaccionen totalmente al Botox®.

Efectos secundarios del Botox®

La aplicación del Botox® es muy solicitada porque no presenta muchos riesgos como las cirugías plásticas, y sus efectos colaterales son raros, pero existen.

Por ejemplo, en las primeras 24 horas de haber sido aplicado pueden llegar a sentirse síntomas similares a los de la gripe o ligeros dolores de cabeza.

Otro problema que puede surgir es la asimetría facial, esto significa que una ceja puede quedar mas erguida que la otra, una parte del rostro mas rígida e inclusive un ojo más cerrado que el otro.

Esa diferencia en las partes del rostro solo disminuirá cuando la toxina pierda su efecto, lo cual puede demorar entre 4 y 6 meses.

Además de alterar la expresión del rostro, el uso indebido del Botox® puede causar ptosis, que es una caída en los parpados e incluso puede producir visión borrosa.

Se contraindica la utilización del Botox® en personas que poseen flacidez acentuada en la piel del rostro, puesto que eso puede agravar aún más el problema. Tampoco se debe aplicar en mujeres embarazadas o amamantando.

2. Dysport®

Es un producto similar al Botox®. De hecho, también se deriva de la misma toxina botulínica y posee los mismos efectos, por lo cual se utiliza muchas veces como alternativa en aquellos pacientes en los que la durabilidad del efecto es baja.

La mayor popularidad de este producto sobre el Botox® se debe a los siguientes motivos:

La toxina del Dysport® es menor en tamaño que la del Botox,  por lo que puede actuar y producir un efecto relajante sobre los músculos de forma más rápida.

La difusión del Dysport® es mayor, debido a su tamaño, lo cual es positivo para áreas extensas como la frente que requerirían menor cantidad de inyecciones.

La acción del Dysport® es más duradera que la del Botox® y sus efectos se pueden observar más rápidamente.

El costo del producto es menor, probablemente por cuestión de competencia entre marcas.

Efectos secundarios

Los efectos colaterales o secundarios del Dysport® son similares a los del Botox®. Su administración adecuada va a depender de la experiencia del médico, es un punto a tener en cuenta para evitar cualquier complicación.

El menor tamaño de la toxina del producto puede hacer que se extienda mas allá de la zona donde se aplica la inyección y producir una diseminación no recomendable.

Comparando estas dos drogas puede concluirse que no son muy diferentes una de la otra, cada una tiene sus ventajas y desventajas.

¿Cuál es la adecuada para cada persona? Eso va a depender de las características individuales de cada organismo, por lo tanto la consulta con el especialista es esencial.

3. Rellenos faciales

Los rellenos faciales son fórmulas cosméticas inyectables cuyo objetivo es tratar y recubrir surcos y depresiones ocasionados por la pérdida de colágeno.

Existen diversos tipos de rellenos, pero el más utilizado para las líneas de expresión o arrugas en la frente es el ácido hialurónico.

El ácido hialurónico es un glicosaminoglicano común para la mayoría de los organismos vivos, y un componente del tejido conjuntivo de la piel.

En la piel humana adiciona volumen y actúa como un amortiguador y lubricante.

Por lo tanto, es una sustancia compatible con nuestro organismo por encontrarse naturalmente en la piel. Es ampliamente utilizado para remover arrugas y surcos del rostro, realzar el contorno facial y definir los labios.

El tratamiento con dicho ácido es muy poco invasivo y con resultados duraderos, aunque no permanentes.

Su aplicación se realiza colocando una pomada anestésica, el médico luego inyectará con una aguja fina el ácido en los surcos, para así atraer el agua hacia dentro de las células y estimular la producción de colágeno que rellenará las arrugas.

La aplicación no demora más de 15 minutos y el resultado aparece de forma inmediata, pero puede que la región quede algo sensible e inflamada por unos dos días. El efecto variará de acuerdo al tipo de ácido aplicado.

Existen varios tipos de ácido hialurónico, los que se usan para el tratamiento de líneas delgadas o arrugas superficiales de la frente que son los conocidos como:

Prevelle: es el más fino o delgado de los diferentes tipos de ácido hialurónico, su efecto es poco duradero (entre 3 y 4 meses); razón por la cual no es tan popular.

Belotero: también es fino pero menos que el Prevelle, por lo tanto su efecto es un poco mayor (alrededor de 6 meses).

Luego están los que se utilizan para arrugas en la frente de mayor profundidad, que son:

Restylane: es más grueso que los dos anteriores y con una duración de su efecto entre 6 y 9 meses.

Juvederm: es el más grueso de todos los tipos de ácido hialurónico y el que posee efecto más duradero (entre 9 meses y un año); además es el que presenta más facilidad para ser inyectado.

Efectos secundarios de los rellenos faciales

Valen las mismas recomendaciones que para el Botox® y Dysport®, puesto que sus efectos colaterales son los mismos.

La falta de destreza y experiencia de quien aplica el producto es sumamente importante. Una mala aplicación podría producir desde rasgos irregulares en el rostro hasta ceguera.

Siempre debes comprobar las credenciales del médico que aplique cualquier producto en el rostro.

Finalmente tenemos que la diferencia entre la utilización del Botox® y Dysport® y los rellenos faciales es principalmente debida al tipo de arrugas que se quiere tratar.

Los dos primeros son utilizados para arrugas dinámicas, que se forman cuando se hacen expresiones faciales diferentes.

Ya los rellenos faciales están indicados para arrugas estáticas, es decir, aquellas que se notan inclusive cuando no se está realizando ningún tipo de expresión.

4. Dermoabrasión

Es un proceso abrasivo que remueve la epidermis y la dermis superficial, mejorando así las irregularidades y arrugas.

Se acelera la renovación de la piel por un medio mecánico de forma controlada, lo que hace que se puedan eliminar temporalmente las impurezas, manchas y arrugas finas de la primera capa de piel.

Es un método indicado para quienes quieran mejorar el aspecto de cicatrices ocasionadas por accidentes o alguna cirugía, corregir secuelas del acné y suavizar arrugas.

El procedimiento se realiza anestesiando la zona a tratar para posteriormente hacer un lijado con un torno o cepillo mecánico, o inclusive lijas de agua esterilizadas.

La duración del mismo variará de acuerdo con el tamaño del área a ser tratada y a la complejidad de las arrugas o irregularidades. Posteriormente, el paciente será tratado con un curativo protector y podrá irse a casa.

El curativo deberá ser cambiado a diario, bien sea en el consultorio o en casa. En 5 o 7 días ya se podrá retirar el curativo y usar apenas una pomada cicatrizante.

Efectos secundarios

Después del tratamiento, el paciente puede llegar a tener la sensación de la piel quemada por el sol, también se puede tener enrojecimiento de la piel durante aproximadamente una semana.

La mayoría de las personas no sienten ningún tipo de molestias o dolor, pero pueden llegar a surgir cuando desaparece el efecto del anestésico, para lo cual el médico indicará algún analgésico.

5. Microdermoabrasión

La microdermoabrasión es una opción más ligera, que se realiza con un equipo más delicado, pudiendo ser hecha sin anestesia local, y está indicada en casos de cicatrices más leves y arrugas discretas.

Se realiza en varias sesiones que pueden ser repetidas cada 15 o 20 días.

6. Láser

El tratamiento con láser para las arrugas tiene como principio producir microperforaciones en la piel para estimular la producción de colágeno y elastina.

Es un tratamiento que se combina muchas veces con el Botox® para las arrugas profundas de la frente.

También es utilizado para marcas de la piel, como cicatrices dejadas por el acné y otros problemas de la piel, imperfecciones e irregularidades del rostro.

El equipo de láser, por medio de haces de luz pulsantes, enfoca la energía hacia la zona que se quiere tratar. Existen dos modalidades, que son láser ablativo y no ablativo.

La diferencia entre dichos tipos de láser es que los ablativos son más intensos, causando más lesiones en las células y por ende son más eficientes puesto que eliminan la capa externa de la piel.

Los no ablativos son más débiles y estimulan la formación de colágeno por calentamiento de las capas más profundas de la piel.

Por ejemplo, en el caso de manchas de la piel, donde es necesario tomar mucho cuidado para no producir quemaduras o empeorar la situación, los no ablativos son los más indicados.

Para las arrugas de la frente los médicos prefieren utilizar láser ablativo, para así poder formar piel nueva y sin arrugas. Mientras más profundas las arrugas, mayor será la dificultad para tratarlas.

De los tipos de láser existentes, el que es más indicado para las arrugas de la frente es el de CO2fraccionado. Al emitir más calor que los otros, consigue actuar en las capas más profundas de la piel, promoviendo la contracción del colágeno y el remodelado de la piel.

Es un tipo de láser ablativo, que por ser fraccionado dispara microhaces de luz que actúan dejando unas especies de islas en la piel intacta; son estas áreas que ayudaran a la cicatrización.

Normalmente se indican 3 sesiones con intervalos de 30 días entre ellas.

El COactúa con los haces de luz que penetran en las capas de la piel, activando el colágeno y aumentando la vascularización de la zona donde se aplica. Las células muertas, dan lugar enseguida a células nuevas.

Es excelente para manchas, arrugas profundas, flacidez y estrías.

Efectos secundarios y contraindicaciones

Es muy común que el paciente luego de la aplicación del láser pueda presentar enrojecimiento e inflamación de la piel; tal edema puede durar hasta 15 días y el enrojecimiento hasta 45 días.

Probablemente el médico indicará el uso de cremas especiales.

Debido a que la piel está más sensible, se debe utilizar siempre protector solar con un factor de protección mínimo de 30, y aplicarlo cada 3 horas.

Entre las contraindicaciones para el uso del láser, se tiene que personas con piel oscura o con tendencia a formar queloides no deben someterse a tal tratamiento; tampoco quienes sufren de vitiligo, lupus y cualquier otra enfermedad que produzca fotosensibilidad.

Mujeres embarazadas y quienes usan anticoagulantes orales y medicamentos fotosensibilizantes tampoco deben someterse a este tipo de tratamiento.

7. Cirugía facial

La cirugía facial, también conocida como lifting facial, es un acto quirúrgico para el rejuvenecimiento de la cara. Es decir, para eliminar arrugas, flacidez y remover el exceso de piel.

Lifting es una palabra derivada del verbo “lift”, que significa levantar en inglés, y es utilizada para cirugías plásticas en las cuales los tejidos necesitan ser reacomodados a sus lugares de origen.

En el caso que estamos tratando nos referimos al rostro, específicamente la frente. Los dos tipos de lifting utilizados para eliminar las arrugas de la frente son:

Lifting fronta

Trata tanto a las arrugas que se forman en la región de la frente, como a la musculatura que generó dichas arrugas; debido a que esas arrugas son generalmente dinámicas, es decir, ocasionadas por movimiento muscular de la región.

Es un tipo de cirugía que puede decirse que es como la aplicación de Botox®, pero más duradera.

Lifting temporal

Es realizado para el levantamiento de la región temporal, produciendo una mejor posición de las cejas, haciendo que la mirada se vea más jovial y descansada.

Procedimiento

El procedimiento del lifting facial se realiza por medio de cortes que permiten que el cirujano haga tracción de la piel, remodelando así los tejidos, que son posicionados para agregar volumen en áreas deprimidas y colocando en su posición a los músculos de la zona.

La incisión puede ser hecha en diversas partes del rostro, según sea la necesidad; puede ser en la frente o atrás de las orejas y en el cuero cabelludo en la región temporal o en su parte inferior.

Las líneas de incisión del lifting quedan luego bien escondidas en el cuero cabelludo y en los contornos naturales del rostro y las orejas.

Es un procedimiento que se realiza con anestesia local y sedación, aunque en algunos casos puede ser necesaria la anestesia general.

Efectos secundarios

La formación de hematomas e inflamación suelen ser las complicaciones más frecuentes, pero en general no comprometen el resultado de la cirugía.

Otros posibles efectos secundarios, aunque más raros, son los que se pueden presentar en cualquier cirugía plástica, como ruptura de suturas, sensación de adormecimiento de la piel, necrosis de la piel o del tejido adiposo, mala cicatrización, despigmentación y los obvios riesgos anestésicos.

8. Peeling químico

El peeling o exfoliación química es una forma de intervención para remover la piel muerta y estimular la producción de nuevas células de forma rápida.

Al promoverse la renovación celular, las arrugas más finas se hacen visiblemente más atenuadas y la piel se ve rejuvenecida.

El peeling químico utiliza varios compuestos activos que reaccionan con la piel para eliminar células muertas. Esos compuestos son ácidos, como el retinoico, mandélico, salicílico, glicólico y tricloroacético, entre otros.

Existen varios tipos de peeling químico, como son:

Superficial: produce mejoría del tono y textura de la piel, además de atenuar o eliminar las arrugas finas y manchas.

Medio: produce también una mejoría de las queratosis actínicas, que son neoplasias benignas de la piel con potencial de transformación en cáncer de piel, por exposición prolongada al sol.

Profundo: con el que se obtienen los mejores resultados para la eliminación de arrugas, tanto superficiales como profundas.

Procedimiento

Los pasos para la realización del procedimiento de exfoliación química son los siguientes:

Lavado del rostro y eliminación de aceite remanente con una toalla mojada en alcohol.

Aplicación del químico a utilizar.

Esperar a que seque el producto.

Neutralización del ácido por medio de lavado con agua.

Aplicación de vaselina o crema para protección de la piel.

El médico solicitará que el rostro no sea lavado por un período de 24 horas, para que la piel sane.

Después de varios días, las capas viejas de piel se desprenderán del rostro y aparecerá una piel rejuvenecida.

Efectos secundarios

Entre las posibles complicaciones que pueden aparecer inmediatamente después de haber realizado el peeling, se pueden encontrar prurito, irritación, quemadura y edema.

También existen otros efectos secundarios no inmediatos como son:

Perdida de la barrera cutánea y lesión de tejidos, que puede causar infecciones bacterianas y hongos.

Mala cicatrización, ocasionando cambios de textura de la piel.

Alteraciones de la pigmentación como híper o hipo pigmentación.

Reacciones adversas a los agentes químicos, como erupciones o alergias.

Todas estas complicaciones pueden surgir principalmente si no se siguen los cuidados necesarios indicados por el médico después del tratamiento.

Es importante recordar que este procedimiento degrada de cierta forma la piel y que hay que permitir que se recupere y reorganice.

Remedios caseros para eliminar las arrugas en la frente

Además de los procedimientos clínicos que acabamos de describir, existen otras opciones que pueden ser realizadas en el hogar, como son:

1. Sueros para las arrugas

Son los cosméticos más efectivos para tratar los efectos del envejecimiento.

Después de la limpieza facial, se deben aplicar para que la piel los pueda absorber al máximo y permitir que los componentes activos de los mismos penetren en las capas más profundas de la piel.

Existe una gran variedad de principios activos con los que están preparados los diferentes sueros antiarrugas comerciales. La recomendación es adquirir cualquiera que contenga algunos de los siguientes ingredientes, ya que son los más efectivos:

Vitamina C.

Retinol.

Acido hialurónico.

Coenzima Q10.

Extractos de té.

Extractos de semillas de uvas.

Niacinamida.

Ácidos como los hidroxiácidos, alfa hidroxiácidos, beta hidroxiácidos y poli hidroxiácidos.

2. Microdermoabrasión para uso doméstico

Hoy en día se consiguen equipos para uso casero, sin embargo son más útiles para arrugas superficiales y moderadas. Las más profundas requieren atención del especialista.

3. Peeling químico casero

Pueden conseguirse kits de peeling químico en el mercado que pueden ser aplicados en el hogar, normalmente son menos fuertes que el que tu médico puede aplicar en el consultorio.

Recuerda que son productos hechos con ácidos, por lo cual debes seguir al pie de la letra las instrucciones para evitar cualquier peligro. Procura comenzar con niveles bajos del producto que utilices.

4 Ejercicios faciales

Permiten hacer que los músculos del rostro vuelvan a su equilibrio original y evitan la contracción en exceso de los mismos.

Aumentan la circulación sanguínea, lo cual ayuda en la producción de colágeno y en el aumento de la elasticidad de la piel.

Para ayudar a eliminar las arrugas de la frente, existen diversos ejercicios. A continuación te presentaremos dos de ellos:

Primer ejercicio

Colocar los 4 dedos de cada una de las manos, bajo la línea del cabello.

Levantar las cejas lo máximo que se pueda.

Con las manos, presionar y empujar firmemente la piel de la frente hacia abajo.

Hacer lo opuesto.

Colocar los 4 dedos de cada mano, por encima de las cejas.

Contraer la musculatura, como si se fuese a fruncir el ceño.

A la vez mover los dedos hacia la línea del cabello.

Repetir el ciclo 10 veces.

Segundo ejercicio

Cerrar las manos en forma de puños.

Colocar los dedos índices y medios doblados de los puños en la mitad de la frente.

Tirar la piel hacia las zonas externas de la frente, mientras se aplica presión sobre la frente.

Repetir 30 veces (sirve para relajar la frente y elevar el flujo sanguíneo).

Cuando se practiquen estos, o cualquier tipo de ejercicio, no se debe utilizar ningún tipo de lubricante (crema o aceite).

Recetas caseras para las arrugas de la frente

Como muchas veces no siempre disponemos de dinero suficiente para realizar cualquiera de los tratamientos que existen para las arrugas en la frente, te presentamos algunas recomendaciones de productos que puedes elaborar tú mismo en casa.

Puedes preparar cremas con base en productos naturales, como pueden ser la aplicación de aceite de papaya en la frente, o la mezcla de miel con yogur. También puedes aplicar jugo de tomate, y así es larga la lista de productos

Seguidamente te presentamos 3 recetas para que las apliques en la frente:

1. Mascarilla con huevo, aloe vera y aceite de aguacate

Ingredientes:

1 cucharada de aceite de aguacate.

Cristales de Aloe vera (1 cucharada), los puedes comprar o preparar retirando los cristales de una hoja de la planta.

1 huevo.

Preparación:

Separar la clara del huevo.

Mezclarla con el gel de aloe y el aceite de aguacate.

Aplicar la mascarilla en la frente con un pincel; dejar secar durante 20 minutos, enjuagar con agua tibia y secar.

Puede ser utilizada a diario para eliminar las arrugas de la frente.

2. Mascarilla de leche de coco

Ingredientes:

1 cucharada pequeña de miel.

2 cucharadas pequeñas de aceite de coco.

1 cucharada pequeña de leche en polvo.

1 cucharada pequeña de vinagre de manzana (diluye con una cucharadita de agua si tienes la piel muy sensible).

Preparación:

Mezclar todos los ingredientes hasta obtener pasta suave (si la mezcla está muy líquida agregar leche en polvo hasta tener una consistencia pastosa).

Aplica la mascarilla con un pincel, masajea con movimientos circulares y deja que actúe por unos quince minutos, para luego enjuagar con agua tibia, dejar secar y terminar aplicando una buena crema hidratante.

3. Exfoliante de azúcar

La exfoliación es un proceso de limpieza que garantiza que se puedan eliminar las células muertas que se acumulan sobre el rostro, además remueve la grasa y no permite la acumulación de hongos.

Ingredientes:

1 cucharada de azúcar granulado.

½ cucharada de miel.

½ limón fresco (su jugo).

Preparación:

Mezclar bien todos los ingredientes en un recipiente.

Si la mezcla queda muy líquida, agregar más azúcar.

Aplicar la mezcla en la zona que se desea exfoliar y masajear por 5 minutos. Dejar la aplicación sobre la piel durante 10 minutos más y lavar bien el rostro con agua fresca.

Este procedimiento puede ser repetido hasta 3 veces por semana.

Suplementos para prevenir las arrugas

Obviamente la recomendación general no solo para mantener una piel sana, que permita retardar el aparecimiento de arrugas, sino de la salud corporal general, es la ingesta de buenas cantidades de frutas y vegetales.

Ambas garantizan un nivel adecuado de consumo de vitaminas y minerales, pero no siempre la cantidad que aportan puede ayudar cuando se trata de batallar contra las arrugas.

Por lo tanto debemos acudir al consumo de suplementos que puedan ayudarnos. Algunos de ellos son los de vitamina C y los de colágeno.

Vitamina C

La vitamina C desempeña diversas funciones en el organismo, tiene actividad como factor antienvejecimiento por sus propiedades antioxidantes, lo que hace que esté directamente ligada a la producción de colágeno, y a su vez atribuye elasticidad a la piel.

Existen en el mercado diferentes formas de suplementos de vitamina C, que vienen como suero, en tabletas, en polvo, etc.

Obviamente si consumes suficiente cantidad de frutas ricas en vitamina C, estarías cubierto en cuanto a tus necesidades, pero de no ser el caso, no hay inconveniente en que puedas introducir en tu vida diaria algún suplemento de dicha vitamina.

Colágeno

En cuanto a los suplementos de colágeno, recordemos que este es una proteína que existe prácticamente en todos los órganos y representa el principal componente proteico de la piel, huesos, tendones y cartílagos.

Su principal función en la dermis es dar firmeza a la piel y soporte a los órganos, además de ayudar a retardar la aparición de las arrugas.

Para reforzar la producción de colágeno algunos alimentos son indispensables, como la gelatina, la clara de huevo y carnes rojas y blancas; pero la suplementación con esta proteína también puede ser importante para ayudar al aumento de su producción.

Los suplementos de colágeno se pueden conseguir comercialmente en forma de píldoras o de hidrolizado en polvo. Las primeras ofrecen una cantidad menor de colágeno que el polvo, por lo tanto éste último sería la mejor forma de suplementación.

El colágeno en polvo debe ser ingerido preferiblemente diluido con algún jugo, tiene una muy buena absorción, inclusive desde el inicio de la digestión.

Conclusión

Para finalizar, debemos recapitular en el hecho de que el colágeno y la elastina son muy importantes en conjunto con la administración de alimentos antioxidantes en la dieta, pues combaten los radicales libres y el envejecimiento cutáneo.

La práctica de ejercicios, una cantidad adecuada de horas de sueño, la ingestión de mucha agua, evitar la exposición en exceso al sol, el usar protector solar a diario, tener una alimentación saludable y los suplementos de colágeno y vitamina C, son claves para retardar el envejecimiento.

Todo esto asociado a buenos tratamientos estéticos aumentará la autoestima y proporcionarán una vida mejor.

Siempre debemos tener presente que el envejecimiento es parte de la vida, no hay cómo huir de él y lo mejor es adecuarse a buenos hábitos de vida para ser feliz.

Artículo anteriorEs llamada MAGIA BLANCA. Los 7 usos de la leche magnesia que todos debemos conocer para el cuidado de la piel y el cuerpo.
Artículo siguienteLECCIÓN DE IRIDIOLOGIA