ESTA ES LA CAUSA COMÚN DE DISFUNCIÓN ERÉCTIL EN 9 DE CADA 10 HOMBRES; PERO ESTO LA CURA PARA SIEMPRE Y NUNCA MÁS LO SUFRIRÁ. ESTO ES LO ÚNICO QUE DEBES DE HACER…

487
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter

Publicidad

La IMPOTENCIA es la problemas o imposibilidad de conseguir una erección o de mantenerla durante el acto sexual.

Si ocurre esporádicamente, puede tratarse de un suceso aislado, pero si el 25% o más de los encuentros están marcados por esta situación, es posible que sí la padezca.

¿Quieres Conocer Más? Sigue Leyendo…Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

La disfunción eréctil impide mantener una vida sexual satisfactoria, afectando la relación de pareja. Repercute en la autoestima, produciendo vergüenza y falta de confianza.

CONSIDEREMOS:

• En los diabéticos, la dolencia puede producir daños vasculares, lo que impide mantener una erección. Es decir, la baja intensidad de la circulación hace que la sangre no llegue debidamente al pene.

• El colesterol alto provoca daños en los nervios, impidiendo quye el pene reviva los impulsos para completar su erección. El colesterol alto puede incrementar en un 80% el peligro de sufrir disfunción eréctil.

• El tabaquismo afecta la capacidad de erección y la calidad de los espermatozoides. Fumar 20 cigarrillos al dia o más, incrementa hasta en un 60% el peligro de sufrir disfunción eréctil.

• El 14% de los hipertensos, tratados con hipotensores, presentan disfunción eréctil. Si además fuman, el porcentaje se eleva en un 15%.

• Una solución para el cáncer de próstata es la intervención quirúrgica. en cambio, dentro de los efectos secundarios de la operación se localiza la disfunción eréctil.

• Diabéticos, hipertensos, obesos, personas con colesterol alto, operados de cáncer de próstata y adictos al tabaco, alcohol o ciertas drogas, poseen posibilidades de aclarar sus dificultades de disfunción eréctil.

• Si soporta de ésta u otra disfunción, es fundamental acudir a un especialista y no administrar un metodo sin su supervisión. Al mismo tiempo, conversar con la pareja y mantener una actitud positiva, son el inicio de una solución que marcará la desigualdad.

Compartir, vivir y tener una sexualidad sana y satisfactoria es clave para mantener una buena relación con uno y con su pareja.

REMEDIOS NATURALES PARA LA DISFUNCIÓN ERÉCTIL:

Gingko Biloba: es uno de los vasodilatadores naturales más utilizados en el mercado, ya que es famoso por su gran capacidad para incrementar el flujo de sangre al área genital y también al cerebro.

Además, se ha confirmado que sirve para apoyar a generar erecciones en situaciones donde inclusive falla la circulación. El Gingko ha confirmado ser muy útil en tratamientos de dificultades sexuales relacionados con el uso de drogas antidepresivas, como son la fluoxetina y la sertralina.

Ginseng rojo: es un tónico vigorizante y adaptógeno, que colabora a soltar óxido nítrico (ON), lo que aumenta el flujo de la sangre y por ende las erecciones.

Esta hierba colabora también a tratar la anorgasmia y la disminución de la líbido, ya que como es un adaptógeno, también colabora a luchar la ansiedad y el estrés, aspectos que también influyen en la salud sexual. Según investigaciones realizados, aumenta el desempeño sexual hasta en un 42%.

Maca: es una raíz proveniente de los andes, actúa directamente en el flujo sanguíneo, lo que se traduce directamente en una acción vigorizante de la zona pélvica de los hombres, aumentando la potencia sexual.

Ajo: esta hortaliza es muy usada para desarrollar la salud de las personas, dentro de sus múltiples propiedades colabora a desarrollar la potencia sexual en los hombres. La alicina que tiene, colabora a que el pene reciba más sangre. Se aconseja comer cuatro dientes de ajo al día ¡crudos!

Granada: el zumo de este fruto colabora a desarrollar la calidad de la erección hasta en un 32%, así lo asegura un ensayo publicado en Journal of Sexual Medicine. Esto se debería a que el zumo de granada es rico en antioxidantes que mejoran el flujo sanguíneo y ayudan la erección.

Azafrán: colabora a desarrollar el desempeño sexual de los varones, así como la calidad y duración de las erecciones. Combate la impotencia, frena la eyaculación y alarga el coito. También se toma en infusión.

Elabora tu remedio: 1 cucharada de raíz de jengibre al lado a 1 cucharada de raíz de ginseng cocida en medio litro de agua. Se deja reposar por 15 minutos, se cuela (filtra) y se bebe 1 taza anteriormente de cada comida.

Artículo anteriorMedicina Ayurveda: práctica milenaria y natural para reconfigurar la salud global
Artículo siguienteLos estudios demuestran que beber Coca-Cola de “light” te matará antes de que resuelvan la obesidad